COMUNICADO HAGAMOS DEMOCRACIA ANTE CRISIS SOCIAL QUE VIVE EL PAIS

Ante el recrudecimiento de la represión gubernamental hacia la población y jóvenes universitarios que, en pleno ejercicio de sus derechos de movilización y manifestación, expresan su descontento con el actual gobierno, Hagamos Democracia plantea lo siguiente:

*Apoyamos las protestas de los jóvenes estudiantes universitarios y la resistencia civil de la población que de forma espontánea ha surgido en el territorio nacional como una muestra de cansancio y rechazo a la dictadura y corrupción en Nicaragua.

*Es inaceptable el diálogo que el gobierno propone realizar porque no están representadas todas las organizaciones cívicas, estudiantiles y religiosas que velen por los intereses de la población.

*La derogación de las inconstitucionales reformas al Seguro Social es insuficiente para restaurar la paz y tranquilidad del país, se requiere restituir la democracia y la libertad en Nicaragua.

*Un diálogo verdadero debe comenzar con el cese de inmediato de la represión y muerte de la población que ya suman más de 30 víctimas.

*Demandamos se garantice la libre protesta sin obstáculo alguno, se revierta la censura a medios de comunicación y se pongan en libertad a los jóvenes y demás ciudadanos que se encuentran detenidos por las protestas.

*Le solicitamos al gobierno ilegitimo de Daniel Ortega que desista de continuar gobernando de manera dictatorial, represiva y monárquica por lo que exigimos de inmediato la realización de elecciones libres y transparentes, con observación nacional e internacional irrestricta y un nuevo Consejo Supremo Electoral que garantice el respeto a la voluntad popular.

 

Dado en la ciudad de Managua a los 22 días del mes de abril del año 2018

 

 

 

 

REPORTE DE INVESTIGACIÓN DE CASOS DE CORRUPCIÓN DICIEMBRE 2017-FEBRERO 2018

I.       INTRODUCCIÓN

La falta de transparencia, el secretismo y la corrupción constituyen la principal característica de la administración gubernamental contemporánea de Nicaragua, situación que le niega a los connacionales la oportunidad de alcanzar un nivel de vida digno.

Estos males son cada vez más notorios en el ámbito público y privado de la sociedad nicaragüense y es obvia la complicidad y tolerancia hacia el tema de la corrupción por parte de las instituciones del Estado encargadas de asegurar la transparencia en la gestión pública.Aun así, la ciudadanía no parece darse cuenta de esta situación y muestra indiferencia ante este fenómenoque se incrementa abierta y escandalosamente.

La corrupción en Nicaragua ha alcanzado niveles nunca antes vistos[1], sin que actualmente exista una instancia pública o privada que esté liderando los esfuerzos para luchar contra esta epidemia y demande el ejercicio transparente de la función pública. Conscientes de esta situación, Hagamos Democracia como organización de la sociedad civil promotora de la transparencia y la rendición de cuentas, ha decidido abordar el tema, con el objetivo de llenar un vacío en relación a la investigación y denuncia de la corrupción que afecta al país.

Es así que como primer paso para este esfuerzo se creó el Observatorio Pro Transparencia y Anticorrupción[2] que es una alianza de organizaciones de sociedad civil que trabajan por el fortalecimiento de la democracia, el respeto a los derechos humanos, la libertad de expresión, la transparencia y la rendición de cuentas y que comparten la necesidad imperiosa e impostergable de alzar la voz ante la indignante ola de corrupción en la administración estatal nicaragüense.

[1]De acuerdo con el último informe presentado por la organización Transparencia Internacional sobre el índice de corrupción por país en el año 2017, Nicaragua ocupa el puesto 151 de 180, retrocediendo 6 escaños en relación al 2016 cuando estaba en el puesto 145, lo cual es un claro indicativo del incremento de la corrupción en nuestro país.

[2]El Observatorio Pro Trasparencia y Anticorrupción está integrado por: Hagamos Democracia, Movimiento por Nicaragua, Instituto de Liderazgo de las Segovias, Movimiento Puente, Comisión Permanente de Derechos Humanos, Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos y la Asociación Nicaragüense de Periodistas.

El informe completo en el siguiente enlace:


files/Primer_Informe_OPTA_marzo_2018.pdf

Sectores exponen violaciones a derechos humanos en Nicaragua, ante relator de la ONU

El relator especial de la ONU, Michel Forst, quien estuvo dos días en Nicaragua en una visita académica, organizada por la Universidad Centroamericana (UCA) y el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), escuchó a distintos sectores del país sobre las violaciones a los derechos humanos de que son víctimas por parte del gobierno del presidente designado por el CSE, Daniel Ortega y sus instituciones.

Entre los sectores que conversaron con el funcionario de la ONU estuvieron dirigentes del Movimiento Campesino que se opone a la construcción del Canal Interoceánico; periodistas de medios independientes, políticos y defensores de derechos humanos.

“Le hemos pedido al relator que insista en demandar al Gobierno de Nicaragua, en una visita oficial, para que responda a todas las violaciones de derechos humanos que nos han hecho”, manifestó Francisca Ramírez, líder del Movimiento Campesino que lucha en contra de la obra canalera y por la derogación de la Ley 840.

Ramírez aseguró que el relator de Derechos Humanos les animó a continuar ejerciendo su labor de defensores de derechos humanos, dado que una de las características de los gobiernos es destruir el trabajo que las organizaciones llevan a cabo.

Bien informado

Por su parte, Vilma Núñez, presidenta del Centro Nicaragüense por los Derechos Humanos (Cenidh), dijo que esa institución puso al tanto al defensor extranjero de derechos humanos, todo lo que viven las organizaciones que están inmersas por la defensa de la vida en el país.

“Nosotros como defensores de derechos humanos, hemos compartido con el relator todas las violaciones que vivimos por parte de este gobierno, que se caracteriza por violentar nuestros derechos y la labor que como defensores realizamos día a día”, aseguró Núñez.

Forst, quien visitó Managua en el marco del XX aniversario de la Declaración de los Defensores de Derechos Humanos, también se reunió con periodistas de medios independientes, quienes le expusieron los obstáculos del gobierno a los periodistas, lo cual constituye una violación a la libertad de expresión y de prensa.

“He sido objeto de espionaje, me han incriminado, como que ando en algún tipo de ilícito en algunos medios vinculados al oficialismo. Incluso hay un espacio que dice que a mí me ha reclutado el narcotráfico”, relató la periodista del Diario LA PRENSA, Elizabeth Romero.

Otros periodistas revelaron ante el relator la censura oficial a los medios independientes, las agresiones a periodistas en su labor por fuerzas de choque del Gobierno y la falta de publicidad oficial que ha llevado a muchos medios a suspender sus espacios ante el ahogo económico.

Gobierno sin interés

El relator especial de la ONU, Michel Forst, dijo que por ser su visita de carácter privado no podía comentar la situación de los derechos humanos del país.

“Hoy no esperen de mí que comente la situación de derechos humanos de Nicaragua”, expresó el funcionario de la ONU. Forst explicó que cuando realiza una visita privada a un país se lo hacen saber por medio de una carta especial a la misión permanente de ese país, con sede en Ginebra, para darle “la posibilidad de reunirse con nosotros”, sin embargo, el Gobierno de Nicaragua no respondió a la invitación, reveló el relator.

 

La Prensa/Emiliano Chamorro Mendieta.

Discurso del Presidente de HD, Ingeniero Luciano García en Lanzamiento Protransparencia y Anticorrupción

Primeramente, quiero agradecer al Movimiento por Nicaragua, La Comisión Permanente de Derechos Humanos, La Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos, La Asociación de Periodistas de Nicaragua, El Instituto de Liderazgo de las Segovias y al Movimiento Puente, por haber apoyado de forma incondicional este esfuerzo que el día de hoy estamos materializando en aras de contribuir al ejercicio de la función pública de manera eficiente y transparente para el progreso y bienestar de todos los nicaragüenses.

Agradezco, también al Dr. Alberto Novoa y al Dr. Carlos Sequeira quienes desde el primer momento en que se comenzó a organizar este foro estuvieron dispuesto a apoyar esta iniciativa.

Igualmente les doy las gracias a todos ustedes por venir.

Para nadie es un secreto, que la corrupción es una plaga que se esparce sin control en la administración pública tanto actual como en el pasado, por lo que es necesario que las instituciones del Estado encargadas deben de velar por el uso correcto de los fondos públicos para contrarrestar este problema, ya que se percibe actualmente una política de complacencia y tolerancia gubernamental hacia este flagelo que nos mantiene sumidos en la pobreza y el subdesarrollo.

Nicaragua requiere instituciones serias y responsables, no se puede ser indiferente y callar, por ejemplo, cuando recientemente el Presidente del Poder Electoral nicaragüense ha sido incluido en una lista de funcionarios corruptos y violadores de derechos humanos por el Gobierno de Estados Unidos, el estado debe de investigar los hechos con los procesos jurídicos y dentro del marco de la ley.

Hagamos Democracia, como organización de sociedad civil tiene la obligación de acuerdo al artículo 4, inciso a) de sus estatutos, de “dar a conocer los mecanismos existentes para obtener de los poderes e instituciones del Estado un funcionamiento correcto y transparente, de acuerdo a los principios democráticos”, no puede permanecer inerte ante este tipo de denuncias, porque nuestro silencio seria también un acto de complicidad con el despilfarro de los recursos del tesoro nacional.

Además, como organizaciones de la Sociedad Civil, debemos procurar que la ciudadanía tome conciencia que la corrupción genera pobreza y si se quiere abandonar esta condición social se debe participar en la lucha por reducirla al nivel más bajo posible, denunciando en los medios de comunicación, las redes sociales y en las calles cuando sea necesario, las actuaciones al margen de la ley de los servidores públicos.

El control de la corrupción no se consigue solamente con la existencia de un marco jurídico anticorrupción, requiere también de participación y fiscalización ciudadana.

Es esa la razón por la cual Hagamos Democracia, El Movimiento por Nicaragua, La Comisión Permanente de Derechos Humanos, La Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos, La Asociación de Periodistas de Nicaragua, El Instituto de Liderazgo de las Segovias y el Movimiento Puente, estamos constituyendo este Observatorio Pro Transparencia y Anticorrupción, porque consideramos ineludible alzar la voz ante tanta corrupción pública existente en el país y porque vemos la necesidad de llenar un vacío en materia de control social hacia el manejo adecuado de las arcas del Estado.

Hoy se inaugura para la ciudadanía, un espacio de recopilación, investigación, documentación y denuncia de la corrupción que no pretende suplantar la función de las instituciones gubernamentales que por ley deben garantizar la transparencia en la administración pública, sino incidir desde la sociedad civil para que hagan su trabajo como corresponde de forma objetiva y al margen de intereses particulares.

Por eso, estamos seguros que el lanzamiento y constitución de este Observatorio marcará un antes y un después en la lucha ciudadana contra la corrupción en el ámbito público.

A partir de hoy comienza una tarea difícil, pero no imposible, un caminar que no estará libre de obstáculos y amenazas, estamos conscientes de ello, pero también estamos conscientes que es momento de actuar, que no se puede callar ante las injusticias y desmanes del poder.

Hoy más que nunca Nicaragua demanda el esfuerzo y participación conjunta de su gente para construir la nación democrática y próspera que queremos y nos merecemos, gobernada por funcionarios probos que administren los recursos del Estado con transparencia, que sirvan al pueblo y no se sirvan del dinero que con el sudor de nuestra frente aportamos todos y todas las nicaragüenses.

Muchas gracias. 

 

Página 1 de 19